¡Naufraga IMSS!

· ¿Es regla común que los médicos de medicina familiar, diagnostiquen sólo de acuerdo a los malestares que les indican los pacientes?

· Las transferencias para alguna especialidad, tardan entre uno o dos meses. Dicen: “no hay sistema” o no hay médicos suficientes o están enfermos o están de vacaciones.

· ¿Zoé, sigue como “Plan B” de Morena para CDMX?

Por Guillermo Pimentel Balderas

Ahora, al parecer, ya es una práctica común o una costumbre que los médicos del Instituto México del Seguro Social (IMSS) diagnostiquen a distancia. ¿Por la pandemia se agudizo la atención?

Prácticamente, desde hace más de dos años, ya no auscultan los médicos de las Unidades de Medicina Familiar y hospitales del IMSS a los pacientes. Solo los diagnostican de acuerdo a las molestias que les indican los enfermos.

No les revisan la garganta, ojos, oídos, o por alguna otra molestia. Hoy, nada más, si la asistente de la doctora tiene tiempo, los pesan; porque, ya tampoco les toman la temperatura y la presión arterial, como se hacía antes para entrar a la consulta.

Inclusive, las transferencias a hospitales de alguna especialidad, tardan entre uno o dos meses, debido a que “no hay sistema” o no hay médicos suficientes o están enfermos o están de vacaciones. Cuando existe la necesidad de un examen clínico o el servicio de gabinete (rayos X, por ejemplo), también las citas tardan hasta un mes o más. La saturación es sorprendente.

Y, de diagnósticos erróneos, el IMSS es precursor en el país. El más reciente, de acuerdo a la información que se difundió públicamente, sucedió en el Hospital General Regional número 1 (HGR-1), y en la Unidad de Medicina Familiar número 9 (UMF-9) de ese instituto en Querétaro. Una prescripción errónea dañó irremediablemente a una mujer pues perdió el útero, un ovario y ambas piernas.

Ante esta atroz determinación medica, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) emitió la Recomendación 118/2022, al encargado del IMSS, Zoé Robledo (se le menciona como posible “Plan B” para la ciudad de México), a quien se le solicitó la reparación integral del daño que sufrió la mujer de 27 años.

Este garrafal error provocó que la paciente tuviera una infección generalizada, que la llevó a un paro cardíaco con 30 minutos de reanimación asistida, choque séptico, extirpación del útero, un ovario, y la amputación de ambas piernas. Le “dañaron el proyecto de vida”, señala la información difundida.

Ya antes, habíamos dado cuenta de un pésimo servicio y atención en el Hospital de Traumatología Magdalena de las Salinas, donde una paciente, adulto mayor, sufrió momentos de horror para que la atendieran. Fue el lunes 30 de mayo de 2022 que acudió a este nosocomio, a Urgencias, tras sufrir un accidente; la caída de unas escaleras debido a lo cual, sufrió fractura de su muñeca del brazo izquierdo con mucho dolor en su cuerpo, entre otros malestares.

La señora de 73 años, sufrió una pésima atención. Una desafortunada experiencia de acudir al IMSS: enfermeras enojonas, médicos groseros y sin sentimientos, al igual que el Jefe de los Médicos de Urgencias; insensibilidad de quienes atienden en rayos X, en fin. La enferma fue trasladada por sus familiares a otro hospital.

Afortunadamente, son contados los médicos que traicionan la profesión y a la Institución. Unos pocos que, ojalá no se contaminen y sigan dando un excelente servicio, tanto en las Unidades de Medicina Familiar cono en los Hospitales. Ojalá, Zoé no se distraiga, como muchos otros de su partido lo hacen en perjuicio de la población de México.

3000 155 total views,  2 views today