Victoria y superliderato para el América

Las Águilas hicieron pedazos a Santos durante el primer tiempo

POR JOSÉ VIEYRA

El América es líder del Guardianes 2020, pero todavía hay quien se atreve a escribir el #FueraPiojo en Twitter.

No hay argumentos para ese hashtag. Las Águilas ven hacia abajo a sus rivales. Tienen 10 puntos, marchan invictas y también celebraron el gol cinco mil, y el cinco mil uno, en la historia del club, durante la victoria sobre Santos, 3-1 en CU.

Las Águilas hicieron pedazos a Santos durante el primer tiempo. Una jugada que pudo ser gol de Julio César Furch terminó en la anotación de Roger Martínez, tras un brillante pase de Sebastián Córdova.

El aparato defensivo de los Guerreros fue una calamidad. El contención Alan Cervantes se comió una finta en el primer tanto y perdió un taponazo antes del tercero. El defensa Matheus Doria perdió la marca en las tres anotaciones, y hasta el usualmente seguro portero Carlos Acevedo falló en un despeje, que derivó en la segunda diana.

AMÉRICA TUVO UN FESTÍN

Para el América fue un festín. Leo Suárez marcó el gol 5 mil, en un remate de cabeza, y Federico Viñas puso la losa, ante unos laguneros que ni las manos metían.

Diego Valdés fue el más peligroso de los laguneros. Tuvo un cabezazo franco, a centro de Julio Furch, un disparo de media vuelta, un tiro al travesaño y un mano a mano en el que le faltó potencia para evitar la barrida de Bruno Valdez.

Santos volvió a la vida, en parte por la polémica decisión arbitral. Un choque de cabezas entre Sebastián Cáceres y Julio Furch fue interpretado como penal. Fernando Gorriarán superó a Memo Ochoa desde los once pasos al 67′, mientras el resto de azulcremas desgataban la garganta, molestos por la invasión de área de un rival.

América perdió concentración en el complemento. También sirvieron los cambios de los Guerreros, de Betsiel Hernández y Édgar Games, distraídos defensivamente.

Las Águilas sufrieron en el complemento, más allá de los disparos de Suárez y Viñas que pusieron a sufrir a Acevedo. Hay más motivos de alegría que de preocupación en el Nido de Coapa, para empezar porque en su próximo partido como locales ya estarán en casa, en el Estadio Azteca.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CAPTCHA