¡No me ayudes compadre! Félix Salgado, el senador incómodo

LO QUE NO FUE NO SERÁ

Resulta claro que no habría sido posible el triunfo de Andrés Manuel López Obrador sin una comprometida alianza con personajes tan disímbolos y polémicos * Conoce los aliados del Presidente en torno a los intereses de la nación y de la Cuarta Transformación

“Las alianzas no son un fin; las alianzas son un medio de conseguir el fin que se apetece; el fin consiste en los intereses permanentes de la nación; las alianzas deben proporcionar este fin”: Juan Donoso Cortés

POR MARKOFLOS

Cuando se intenta tener fórmulas en política de “cómo alcanzar el poder”, todas las ciencias, incluida la política, no aciertan a dar una receta única.

Las variables pueden ser tan inciertas que en muchas ocasiones no hay explicación para conocer cuál o cuáles son los factores que más peso tuvieron en cada caso.

Nicolás Maquiavelo decía de las formas de obtener y conservar el poder: “Cuatro maneras de adquirir el poder, a las cuales podrán corresponder diferentes maneras de conservarlo o perderlo. Se adquiere por ‘virtus’ (es decir, por energía, resolución, talento, valor indómito… y si se quiere feroz) […], o por fortuna […]”.

Además, para ser completo, Maquiavelo tiene en cuenta las adquisiciones por perfidia, y hasta las adquisiciones por el favor, el consentimiento de sus ciudadanos.

Asimismo, los innumerables consejos políticos que llenan las páginas de ‘El príncipe’ no tienen otro objetivo que el mismo poder.

Cuando se recomienda al príncipe tener medios de coacción disponibles, cultivar los vicios necesarios, ser más temido que amado, o ser a la vez el zorro y el león, no se le está señalando el camino a la eternidad (fin religioso), ni a la riqueza (fin económico), sino al poder ‘per se’ (entendiendo por éste el fin político por excelencia).

AMLO RECURRE A MAQUIAVELO

La tendencia de Maquiavelo es evidentemente “abstraer la política de toda consideración y escribir acerca de ella como si fuera un fin”, haciendo del poder ese fin que justifica cualquier medio necesario.

En diversas ocasiones el Presidente Andrés Manuel López Obrador ha citado al politólogo florentino, como en su primer informe cuando dijo: “Confieso que hemos contado con suerte. Maquiavelo decía que la política es virtud y fortuna, suerte”. Deberemos inferir que ha leído y conoce su obra. En esa lógica podríamos entender por qué, en su equipo de trabajo y en su partido Morena, hay una diversidad de personajes, la mayoría polémicos, pero casi todos con un peso y experiencias políticas… y hasta empresariales que él logró sumar a su causa y que explican en gran parte el alcanzar la Presidencia de la República.

Con las alianzas que logró AMLO se ratifica que en la actividad política no sólo hay que guiar las actuaciones con criterios éticos, por igual hay que saber leer el momento y tener sentido de la oportunidad histórica.

Resulta claro que no habría sido posible el triunfo de Andrés Manuel López Obrador sin una comprometida alianza con personajes tan disímbolos y polémicos como los siguientes: Alfonso Romo, Ricardo Salinas, Miguel Barbosa, Javier Bonilla, Manuel Bartlett, Napoleón Gómez, Elba Esther Gordillo, Gerardo Fernández Noroña, Marcelo Ebrard, John Ackerman, Rosario Ibarra, Martí Batres, Yeidckol Polenvsky, Alfonso Ramírez Cuéllar, Nora Salgado y Félix Salgado Macedonio, entre los que han tenido más impacto mediático.

De cada uno de estos personajes y sus biografías podrían escribirse muchas líneas, citarse méritos, trayectorias y logros para bien o para mal. Unos con antecedentes cuestionables, otros con polémicas declaraciones y otros con desplantes y escándalos recientes.

FRASES POLÍTICAS DEL CORONAVIRUS

Entre estos últimos destacan declaraciones recientes sobre la epidemia del coronavirus “que ya nos alcanzó”:“Si son ricos tienen riesgo, los pobres estamos  inmunes”: Barbosa;“Qué les preocupa, si se mueren van a ver a su Dios”: Fernández Noroña;“Saludos desde mi bello Acapulco”: Félix Salgado;“Es mejor enfermar 100 niños que uno”, “El Presidente no tiene la fuerza de contagio porque tiene fuerza moral”: López-Gatell; “El Presidente es un científico”: John Ackerman;“La gente se cura sola, se contagia, pero no es mortal, la vida sigue y no es necesaria una cuarentena, no nos vamos a morir de coronavirus,  nos vamos a morir de hambre”: Salinas Pliego.

El comportamiento y las declaraciones que estos personajes, casi todos cercanos al Presidente, realizan no son sino desplantes protagónicos por conveniencia, por adulación o porque suponen que están apoyando las actitudes del Presidente.Sin embargo, lejos de apoyar a AMLO y la causa de la Cuarta Transformación, sólo trabajan para sus intereses personales o ambiciones políticas.

EN PLENA CONTINGENCIA SALGADO VACACIONA

Para muestra un “botón”: Un ejemplo de estos folklóricos personajes es el senador Félix Salgado Macedonio, quien en plena fase 2 de la contingencia por Covid-19, el morenista “retó” al coronavirus al pasear por Acapulco, Guerrero.

Pese a las recomendaciones de las autoridades de la Secretaría de Salud, el legislador mostró en redes sociales una fotografía en donde se le ve sentado frente al mar y con las dos manos sobre la cabeza con el mensaje: “Saludos desde mi bello Acapulco”.

Andrés Manuel López Obrador ha destacado como signo de su gobierno la “austeridad” y critica todo lo que considera lujos o gastos superfluos, al grado de considerarlos corrupción.Sin embargo, a fines de 2019, el senador por Guerrero fue exhibido usando un reloj Submariner Date, de la marca Rolex, cuyo costo de catálogo es de 9 mil 750 dólares, es decir, alrededor de 188 mil pesos.

El senador Salgado Macedonio es actualmente presidente de la Comisión de Defensa Nacional en el Senado y ésta es una manera en la que Morena demuestra su “respeto” por las Fuerzas Armadas.

Entre sus múltiples escándalos se recuerda que en septiembre de 2000 tuvo una pelea contra sí mismo bajo el efecto del alcohol. Intentó agredir a un policía, pero éste lo recibió con unas patadas en la cabeza.

Hace unos meses declaró: “Yo tengo más negativos que positivos. Yo sé que no estoy compitiendo para cardenal, ni tampoco soy santo. Cuando me dicen: ‘Oye, hay que fortalecer aquí porque andas bajo’, la fama es mala, muy mala, mujeriego, parrandero, jugador, borracho; todos los vicios de Gabino Barrera y de Simón Blanco me los juntaron. Yo así soy, soy incorregible, soy impredecible, soy incalumniable, todo lo que digan de mí es cierto”.

UN ‘GUERRERO’ MUSICAL: COMPUSO ‘LA CUMBIA DEL PEJE’

Otras anécdotas de su lado artístico: la película ‘Guerrero’, que protagonizó junto a la actriz Lina Santos y la “divertida” canción que le compuso a López Obrador, “La cumbia del Peje”, cuya letra dice:.. “El que tiene más saliva llega a los pinoles”.

Salgado Macedonio, ex militante del PRD, ha sido dos veces candidato a la gubernatura de Guerrero y presidente municipal del puerto turístico de Acapulco, entre 2005 y 2008. Fue del dominio público que durante su gestión, la violencia aumentó y la seguridad del principal centro turístico del estado se deterioró de manera brutal.

Desde 2007 diversos medios de comunicación locales y nacionales señalaron que durante su administración se evidenció la presencia del Cártel de Sinaloa. Arturo Beltrán Leyva, en ese tiempo todavía aliado a ese cártel, habría sido el operador en esa plaza.

Félix Salgado Macedonio fue designado por Andrés Manuel López Obrador y el Movimiento Regeneración Nacional (Morena) como coordinador estatal de dicho partido en Guerrero durante su campaña a la Presidencia de la República.

Para la próxima elección de gobernador se anticipa que el senador pretende contender por tercera ocasión (las otras fueron en 1993 y 1999). Sin embargo, en círculos cercanos al Presidente López Obrador, se maneja la versión de que, hasta el momento, no es su “gallo” para esa gubernatura.

EL PRESIDENTE SABE SER LEAL, PERO TAMBIÉN SABE EL RIESGO DE UN COSTO POLÍTICO

El Presidente ha demostrado que sabe ser leal con quienes lo han apoyado, pero también sabe el riesgo y costo político de respaldar incondicionalmente a algunos personajes cuya imagen y comportamiento público puede no ser bien visto por el “pueblo”… y más en puestos de elección popular, de primer nivel, como lo es una gubernatura.

Así podríamos dedicar unas cuartillas a cada uno de los personajes cercanos al Presidente. Unos con más positivos que negativos, pero otros que dan pena ajena. A tono con las mañaneras, se puede decir que todos sabemos quién es quién en la política.

La trascendencia de Benito Juárez como el mejor presidente que ha tenido México se debe en gran medida al equipo de gigantes que lo acompañaron a rehacer la República.

En su gabinete destacaron personajes de la talla de: Melchor Ocampo, Ignacio Ramírez, Santos Degollado, Miguel Lerdo de Tejada, Francisco Zarco, Ignacio de la Llave, León Guzmán, Jesús González Ortega, Manuel Doblado, Ignacio Zaragoza, Sebastián Lerdo de Tejada, Ignacio Comonfort, José María Lafragua, Guillermo Prieto, Ignacio L. Vallarta, Matías Romero Avendaño, José María Iglesias y Manuel Ruiz.

El Presidente López Obrador se dice admirador de Juárez… si quisiera emularlo, al menos debería aspirar a depurar su equipo de trabajo. Si no es así, nos lamentaremos todos -incluido él- y al final de su mandato diremos juntos: “Lo que no fue no será”.

Visits: 992

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CAPTCHA