¿El PRI  contra la salud;O N G s?

Por Gilberto Solís Flores/
AL parecer coludido con las empresas tabacaleras el Partido Revolucionario Institucional. realiza diversas acciones para evitar las reformas  a la Ley General para el Control del Tabaco  muy por encima del Convenio Marco de la Organización Mundial de la Salud que prohíbe las reuniones de las autoridades con la industria tabacalera.
Así lo denunciaron en reciente conferencia de prensa, representantes de diferentes Organizaciones de la Sociedad Civil y específicamente acusan al diputado Fernándo Galindo por detener las reformas a esa Ley para el control de tabaco.
En la reunión de prensa, el director de Salud Justa MX Eric Antonio Ochoa, señaló, “Estamos en un momento decisivo para la salud pública en México, con un dictamen preparado por la Comisión de Salud que ayudaría a mejorar significativamente las políticas para el control del tabaco.no solo porque reforzaría el ámbito de protección contra los cigarrillos electrónicos y otros productos de tabaco o nicotina, sino porque ampliaria las bases de regulación hacia los productos convencionales, que siguen matando más de 60 mil mexicanos cada año.
Al respecto, la directora de Asuntos Legislativos y Sociedad Civil de Polithing,  Adriana Rocha Camarena, señaló,  “La Comisión de Economía Comercio y Competitividad hizo caso omiso a su responsabilidad como Comisión codictaminadora al no participar en ninguno de los Foros  y mesas de trabajo convocadas por la Comisión de Salud, Y al negarse a convocar las propias a pesar de los ofrecimientos de colaboración para hacerlo, aunque el presidente de la Comisión de Economía argumentó que esto tiene que discutirse en parlamento abierto, lo unico que busca es retrazar o detener el proceso para evitar que se vote y con eso matar la posibilidad de un reforma pues estamos a poco más de un mes de que termine el proceso legislativo y con este la LXIV legislatura”.
Sobre las reuniones que organizan con la industria, el director de Salud Justa MX explicó,  “Tenemos un pedido para el diputado Fernando Galindo como presidente de la Comisión de Economía Comercio y Competitividad, así como otros legisladores, ya sea que se han reunido o piensen reunirse con la industria tabacalera y sus aliados, no se olviden que el Senado ratificó desde el año 2004 el Convenio Marco de la OMS para el control del tabaco, que dicho tratado sigue vigente y que están obligados a proteger las políticas relativas al control del tabaco contra los intereses comerciales y otros creados de la industria  tabacalera )artículo 5.3 del Tratado).
En su oportunidad, el director de Refleacciona y ex legislador federal, Miguel Angel Toscano,  expuso;  “Estamos repitiendo la historia, hace 16 años, en 2005 se denunció a legisladores federales de todos los partidos políticos por haber recibido sobornos por parte de PHillips Morris y British American, varios de mis compañeros en esa ocasión aceptaron viajes a la Fórmula 1 de Hungría, de España y de Brasil. e hizo un llamado al diputado que, según los representantes de las organizaciones civiles, detiene esta reforma,  “usted diputado Galindo puede estar o no en favor de la Ley y está en su derecho y en su conciencia, el cómo vota, pero lo que no puede hacer es obstruir para que los miembrs de la Comisión de Economía decidan si están o no del lado de la salud de los mexicanos, o de los intereses más mezquinos y perversos de la industria tabacalera”.
En tanto la directora ejecutiva de Relfleacciona, Valentina Ochoa, señaló que desde el año pasado se hacen campañas dirigidas a que la población y los tomadores de decisiones estén concientes del daño causado por fumar. y aseguró que la iniciativa pretende emparejarnos con el Convenio Marco para el control del tabaco del que México forma parte, para contar al máximo con espacios cien por ciento libres de tabaco, no a los saborizantes en los productos de tabaco y prohibición total de publicidad a esos. Y las empresas tabacaleras solo buscan su beneficio, dicen querer un mundo sin humo de tabaco, pero arremeten con campañas dirigidas con influencers para llegar a los adolescentes de 14 y 15 años, para que prueben sus productos con nicotina.