Acusan que con AMLO está en peligro la libertad de expresión

* Académicos, intelectuales y periodistas señalan al Presidente Andrés Manuel López Obrador de sembrar odio y dividir

POR JOSÉ VIEYRA

Este jueves por la tarde, mediante un comunicado, académicos, intelectuales y periodistas advierten que la libertad de expresión y la democracia están bajo asedio en el país.

A través de un pronunciamiento, señalaron que el Presidente Andrés Manuel López Obrador utiliza, estigmatiza y difama a los que llama adversarios, degrada el lenguaje público y rebaja la tribuna presidencial de la que, consideran, debería emanar un discurso tolerante.

 

“El Presidente profiere juicios y propala falsedades que siembran odio y división en la sociedad mexicana”, expresaron.

“Sus palabras son órdenes: tras ellas han llegado la censura, las sanciones administrativas y los amagos judiciales a los medios y publicaciones independientes que han criticado a su gobierno. Y la advertencia de que la opción para los críticos es callarse o dejar el país”.

También indican que López Obrador ha despreciado la lucha de las mujeres y el feminismo.

“Ha despreciado también el dolor de las víctimas por la violencia, ha ignorado los reclamos ambientalistas, ha lesionado presupuestalmente a los organismos autónomos, ha tratado de humillar al Poder Judicial, ha golpeado a las instituciones culturales, científicas y académicas, y ahora pretende socavar la libertad de expresión”, advierten.

Entre los firmantes están Ángeles Mastretta, Arnoldo Kraus, Roger Bartra, Enrique Krauze, Agustín Basave, Francisco Valdés Ugalde y Mauricio Merino Huerta.

También Diana Bracho, David Huerta, Denisse Dresser, Javier Sicilia, Valeria Luiselli y José Woldenberg.

EN DEFENSA DE LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN

Mediante un documento expresan su sentir a la opinión pública.

Este es texto íntegro:

“La libertad de expresión está bajo asedio en México. Con ello, está amenazada la democracia. El presidente López Obrador utiliza un discurso permanente de estigmatización y difamación contra los que él llama sus adversarios. Al hacerlo, agravia a la sociedad, degrada el lenguaje público y rebaja la tribuna presidencial de la que debería emanar un discurso tolerante.

“El presidente profiere juicios y propala falsedades que siembran odio y división en la sociedad mexicana. Sus palabras son órdenes: tras ellas han llegado la censura, las sanciones administrativas y los amagos judiciales a los medios y publicaciones independientes que han criticado a su gobierno. Y la advertencia de que la opción para los críticos es callarse o dejar el país.

“El presidente ha despreciado la lucha de las mujeres y el feminismo, ha despreciado también el dolor de las víctimas por la violencia, ha ignorado los reclamos ambientalistas, ha lesionado presupuestalmente a los organismos autónomos, ha tratado de humillar al Poder Judicial, ha golpeado a las instituciones culturales, científicas y académicas, y ahora pretende socavar la libertad de expresión.

“Recordemos, por último, que no se estigmatiza a personas físicas o morales desde el poder presidencial sin ponerlas en riesgo.

“No se alimenta el rencor desde esa tribuna, sin que el odio llegue al río alguna vez”.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CAPTCHA